Obsesión

obsesion

Vuelta y vuelta en mi cabeza
evocando su recuerdo,
y es la eterna pesadilla
que olvidarla yo no puedo.

Cada día es noche eterna,
que intoxica cuanto sueño,
y me daña cada intento
de expulsar del pensamiento.

Y más daña su memoria,
que esté clavada tan dentro,
como el hierro incandescente
que se me ha grabado a fuego.

Es mi error, es mi ceguera,
agarrarme al clavo ardiendo
de sus trucos y sus tretas,
del señuelo de sus gestos.

Y aunque caigo en la demencia,
por no acabar con su juego
persevero con la angustia
de saber que no hay remedio.

Se convierte en obsesión,
que hasta reflejo en mis versos,
esperando ansiosamente
por saciarme de deseo.

Son tan solo fuegos fatuos,
que me llevan al infierno,
a la perpetua locura
que es delirar con sus besos.

Anuncios

Siento

images

Siento, que me achicharro en este invierno,
chamuscado al relente de tus besos,
y sigo, devanándome los sesos
solo por no mandarlo todo al cuerno.

Allí, donde juraste amor eterno,
donde dimos aliento a los excesos,
amando como auténticos obsesos
entre las frías llamas del infierno.

El humo de esas llamas es un velo,
tan negro, que oculta en ellas nuestro ego,
y lo que fue ardor ahora es anhelo.

Siento, como por fin de ti reniego,
siento perder tu sexo, que es el cielo,
y siento, sin ti, dar palos de ciego.

La esencia del amor…es invisible a los ojos

laesenciadelamorcom

Es algo etéreo, gaseoso,
es aroma que se impregna,
no responde a la ciencia
porque al verla es todo química,
de la mezcla de los cuerpos, consecuencia.

Si ella me falta,
es vivir en la indigencia,
mísera vida con carencias.

Y también es la locura,
porque no tenerla, es caer en la demencia,
cruel herida, atroz dolencia.

Un rubor, es un sofoco,
es sonrojarse en su presencia,
si le verso, es la cadencia,
es la boca que a mi boca
con los besos la silencia.

Es pasión, es marejada,
un vaivén de infinitas turbulencias,
es el sexo, donde rige la indecencia.

Y no rendirse, y es la insistencia,
y cortejarla con paciencia,
poco a poco, con prudencia.

Es la grata convivencia
del disfrute de las miles de vivencias,
el meollo de la vida,
es el fin de mi existencia.

Y no se si es amor,
más tiene su apariencia,
porque, aunque a los ojos invisible…
su fragancia, su sustancia…es su esencia.

Luna de sangre

luna-sangre-israel

Es la moneda de cobre,
en la negrura acuñada,
esa que vestía al cielo
del color plata.

Colgando de las estrellas,
como una bella medalla,
entre las húmedas brumas
de tul labradas.

Desde la tierra se observan,
lastimando su piel blanca,
los cráteres que semejan
huellas de estacas.

La imagen supersticiosa,
en esta noche hechizada,
como eclipsa al sol brillante…
luna encarnada.

Del rojo de las pasiones
que los amores desatan,
donde en la noche se mata
con las navajas.

Escondida está en la sombra,
la muerte con su guadaña,
para dejar a la luna…
ensangrentada.

A Miguel y Noe

Como un baile es esta vida,
triste tango a semejanza
de los trances de una danza.
Una vida dolorida,
una danza fratricida,
un quiebro desdibujado
de ese futuro anhelado.
Un futuro de ilusiones,
ya acechan las emociones,
y lo pasado…es pasado.

Que es también agradecida,
aunque requiera de fianza,
si se pone en la balanza
toda su contrapartida,
la noche y la amanecida.
Y el cielo está despejado
más llega abril perfumado
con las flores y lociones
con las buenas sensaciones
del sueño realizado.

Por un tiempo descreída,
con el alma compungida,
adivina adivinanza,
que ya se intuye la panza,
y tu cara divertida.
Mucho dolor soportado,
y siempre disimulado,
porque en estas aflicciones,
sin vuestras consolaciones
nunca lo habrías logrado.

La alegría merecida
¿Que sabes a qué es debida?
A amar a la vieja usanza,
a vuestra implacable alianza
ya por todos conocida.
Que el baile no sea un fado,
ni más bailes amargados,
hilando alegres canciones
llenad vuestros corazones
y que os quiten lo bailado.

La ilusión queda esparcida
por toda vuestra guarida,
no siendo fácil la crianza
hoy es tiempo de esperanza
pese a las noches sufridas.
Y aunque duro y delicado,
va a salir todo rodado,
y me dejo de sermones,
que brotan los lagrimones
y me pongo colorado.

Amor platónico

qué-es-el-amor-para-platón-FILEminimizer

Pasas delante de mí, me oculto
y no te conozco,
pero deseo estar a tu lado,
¿no resulta irónico?

Me miras, sonríes y saludas,
se enciende mi rostro
del tímido color vergonzoso,
de un pálido rojo.

Y sigues, sin parar, tu camino,
jovial y con gozo,
y yo quedo dolido y lloroso,
hundido en el lodo.

Contrastes del amor imposible,
quizás misterioso,
de ese joven soñador romántico,
por siempre platónico.

No ser correspondido difiere
con querer a fondo,
y un corazón que late fogoso,
con corazón roto.

Como el viento que arranca las notas
en un dulce soplo,
y torna en un quejoso lamento
con su silbo ronco.

Como esas lágrimas transparentes
que vierten los ojos,
y semejan al tibio rocío
llorar tembloroso.

Como lánguidas hojas que caen
en un nuevo otoño,
al manto dorado
que parece de oro.

El contumaz y retumbante eco
que me deja sordo,
pensamientos que angustian la mente
gritándome a coro.

Así fue mi amor idealizado,
sutil, sigiloso,
dañino, cruel, oculto en la sombra,
pero…tan hermoso.

Miradas

miradadelosotros

En los ojos que se cierran,
los luceros de la cara
si entornados ya no brillan,
son las lunas que se apagan.

O se encienden de repente,
despertando como el alba,
y es abiertos cuando lucen
y fabrican las miradas.

Las tímidas, las esquivas,
las de mejilla rosada
que derriban a los párpados,
las que esconden las pestañas.

De soslayo, las furtivas,
las que dicen lo que callas,
chispeantes y sutiles,
las que a tu lado me arrastran.

O esas tristes y vidriosas,
de lágrimas anegadas,
de las perlas transparentes
que las pupilas derraman.

Circunspectas o vacías,
las perdidas en la nada,
las que seca la locura,
miradas enajenadas.

También las hay cristalinas,
tan nítidas y tan claras
que al mirar lo dicen todo
y te desnudan el alma.

Miradas al horizonte,
en ese punto clavadas,
son limpias y pensativas,
las colmadas de esperanzas.

Poderosas, cegadoras,
retadoras o que matan,
cándidas o desafiantes,
cómplices y vivarachas.

Y sobre todo amorosas,
profundas y apasionadas,
poderosas, seductoras,
las que besan…, las soñadas.